Inicio NOTICIAS DESTACADAS Otro periodista víctima de la violencia

Otro periodista víctima de la violencia

Compartir

] CIUDAD DE MÉXICO * 06 de octubre de 2017.
Apro

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) lamentó el asesinato del fotoperiodista Edgar Esqueda Castro, cuyo cadáver fue localizado esta mañana en las inmediaciones del Aeropuerto Internacional Ponciano Arriaga de San Luis Potosí, luego de ser privado de la libertad un día antes, y ofreció “atención y asesoría” a los familiares de la víctima.

Por su parte, el Mecanismo para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas, de la Secretaría de Gobernación, exigió a las autoridades competentes realizar una investigación inmediata y eficaz para dar con los responsables del crimen de Esqueda, quien ya antes había recibido amenazas.

En un comunicado, la CNDH informó que visitadores en San Luis Potosí se entrevistaron con familiares del fotógrafo y camarógrafo, y realizan las primeras diligencias para allegarse de la información correspondiente.

De igual manera, solicitó al secretario general de Gobierno de la entidad, Alejandro Leal Tobías, la implementación de medidas cautelares para proteger la vida, libertad, integridad y seguridad personal de los familiares del periodista, además de brindarles la contención emocional que sea necesaria.

El organismo destacó que con el homicidio de Edgar Esqueda Castro — quien cubría la nota roja y espectáculos para los sitios locales Metrópoli San Luis y Vox Populi— suman 130 los periodistas asesinados en México desde el año 2000 (diez tan solo en lo que va de 2017) y 20 desaparecidos desde 2005, “lo que da cuenta de una gravísima situación contra la libertad de expresión en el país que debe merecer la atención urgente de las autoridades de los tres niveles de gobierno”.

En ese sentido, instó a las autoridades de procuración de justicia a abocarse totalmente en la investigación de éste y todos los crímenes contra comunicólogos para que no haya impunidad, y se solidarizó “con todas y todos los periodistas y medios de comunicación del país, especialmente con aquellos que día a día desempeñan una importantísima labor para el fortalecimiento de nuestra democracia en San Luis Potosí”.

Tras lamentar la muerte del fotoperiodista, el Mecanismo para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas precisó que a finales de julio de 2017, la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) de San Luis Potosí le envió una comunicación para hacer de su conocimiento presuntas violaciones a los derechos humanos atribuidas a agentes de la Policía Ministerial de la entidad, donde se mencionaba lo siguiente:

“…. El pasado 4 de julio de 2017, [Edgar Daniel Esqueda Castro] fue a tomar unas placas fotográficas sobre una balacera ocurrida en esa localidad; al respecto, fue abordado por 5 policías ministeriales, quienes lo amenazaron con quitarle la cámara, además de golpearlo si continuaba tomando fotografías, obligándolo a borrar el material y correrlo del lugar”.

Posteriormente, el 13 de julio, Esqueda acudió a cubrir otro evento y nuevamente los policías ministeriales interfirieron en su trabajo, pidiéndole sus identificaciones y fotografiando sus credenciales, intimidándolo y diciéndole que lo estarían vigilando, así como su domicilio, pues quizá con sus notas les daba información a los “malos”.

El Mecanismo se comunicó de inmediato con el periodista para su incorporación, quien reiteró lo señalado en el Acta Circunstanciada de la CEDH de San Luis Potosí y comentó que ya no había tenido ningún otro incidente de agresión, amenazas o correos intimidatorios. Además, refirió que ya había presentado la denuncia penal.

Finalmente, dijo que se solicitó a la CEDH información sobre las medidas de protección dictadas en favor del periodista, a lo que el organismo respondió que se había turnado oficio al comisario general de la Policía Ministerial del estado, comandante José Guadalupe Castillo Celestino, mismas que fueron aceptadas el 24 de julio de 2017.